Una cultura del aprendizaje garantiza la motivación de la evaluación


En el pasado post El crimen de utilizar una evaluación, desarrollamos que para que el uso de las evaluaciones sea efectivo hacen falta: (A) Motivaciones, (B) Oportunidades, (C) Medios. Dentro de las “Motivaciones” es clave , además del liderazgo, promover una cultura de evaluación, de la responsabilidad y del aprendizaje.

A nivel estratégico promover una cultura que valore y legitime la evaluación y el aprendizaje pasa por:  (1) Disminuir la percepción de la evaluación como crítica y los evaluadores como críticos , (2) Utilizar personal interno y externo para llevar a cabo las evaluaciones, (3) Renovar  la imagen de las evaluaciones, (4) Ser flexible y disfrutar aprendiendo, (5) Establecer los incentivos (y sanciones) adecuadas, (6) Integrar la evaluación y el aprendizaje dentro de la planificación y la rendición de cuentas a nivel estratégico y operativo.

Aquí algunos ejemplos desde la práctica de cómo promover dicha cultura: Sigue leyendo